Prueba Volkswagen Golf 1.2 TSI Advance: suave downsizing

Rate this post
volkswagen-golf-1-2-tsi-advance-126824454716.jpg
©Cochesafondo

Que el Volkswagen Golf es un coche cómodo es algo que se aprecia nada más sacarlo del garaje. Más allá de los acogedores asientos, monta suspensiones suaves, neumáticos de perfil alto. En definitiva, esas cosas que podrían hacer pensar en un comportamiento más bien errático en curva, con balanceos pronunciados e intrusivos sistemas de control de estabilidad sugiriendo amablemente que dejemos de pedir plátanos al olmo.

volkswagen-golf-1-2-tsi-advance-126824454411.jpg
©Cochesafondo

La realidad es, sin embargo, diferente. El elaborado esquema se suspensiones consigue que un coche siempre cómodo se comporte con mucha nobleza tanto en la entrada como pasando por el vértice de cualquier curva. Todo se mantiene dentro de los límites del control incluso si llevamos el coche a sus límites y, por qué no, le pedimos manzanas al olmo.

No se admiten comentarios.